jueves, 10 de octubre de 2013

Verdi : Nabucco (Cappuccilli - Dimitrova - Nesterenko - Domingo - Valentini-Terrani) Sinopoli [iTunes AAC M4A]


"Nabucco" no solo representa el primer gran triunfo en la carrera de Giuseppe Verdi, sino también un punto de inflexión en su vida personal que lo ayudó a salir adelante después de haber perdido a su esposa e hijos.

Verdi nació en La Roncole, un pueblo en las cercanías de Busetto, el 10 de octubre de 1813, hace exactamente 200 años. Cuando aun era niño su familia se mudó a Busetto donde el joven Verdi tomó sus primeras lecciones de música. A los veinte años viajó a Milán para postular al famoso Conservatorio de Milan pero fue rechazado. Así las cosas, debió tomar clases de manera privada en contrapunto y composición. Volvió a Busetto ya convertido en el maestro de música de la ciudad.

Por esta época conoció Margherita, la hija de Antonio Barezzi, su mecenas e impulsor principal. En un principio Verdi fue su maestro de piano y canto pero con el correr del tiempo ambos se enamoraron. Contrajeron matrimonio el 4 de mayo de 1836. En marzo de 1837 nació Virginia, su primera hija, y en Julio de 1838 nació Romano. Ambos niños murieron a muy corta edad iniciando con ello un periodo de dos años en que el compositor se vio rodeado por la tragedia. En agosto de 1838 falleció Virginia y en Octubre de 1839, cuando trabajaba en el estreno de "Oberto", falleció su hijo Romano.

La primera opera de Verdi tuvo un éxito mediano y le ayudó a establecer cierta reputación que le significó un contrato con La Scala de Milán para la composición de tres operas. A principios de 1840 el compositor inició la composición de "Un giorno di Regno", esta vez internándose en el genero cómico. Sin embargo el 19 de Junio de 1840 falleció su esposa, victima de una encefalitis. La tragedia caló hondo en Verdi y el estreno de "Un giorno di Regno" fue tan desastroso que La Scala canceló las siguientes funciones y no volvería a reponerla hasta 2001.

El libreto de "Nabucco" cayó en sus manos por insistencia de Bartolomeo Merelli, director artístico de La Scala. La leyenda dice que Merelli puso el libreto en el bolsillo de Verdi y cuando el compositor llegó a casa lanzó las páginas sobre la mesa abriendose estas en los versos del "Va, pensiero". La inspiración llegó rápido y el proceso de composición se inició a pesar del propio Verdi. El compositor lo describe así:

"“¡Nabucco me trotaba en la cabeza! El sueño no venía; me levante y leí el libreto, no una sino dos, tres veces, tanto que puede decirse que a la mañana siguiente yo ya sabía de memoria el libreto de Solera. Pero, con todo, no tenía ganas de cambiar de idea. Durante el día regresé al teatro y le devolví el manuscrito a Merelli. “Bello” ¿eh?, me dijo él. “Bellísimo”. “Pues bien, ponle música”. “Ni soñando… no quiero saber nada”. “Ponle música, ponle música…” Y, diciendo esto, tomó el libreto, me lo metió en el bolsillo del abrigo, me cogió por los hombros y, de un empujón, me sacó del camerino, cerrándome la puerta con llave en la cara. Regresé a casa con el Nabucco en el bolsillo: un día, un verso; otro día, otro verso; una vez, una nota; otra vez, una frase… y poco a poco la opera estuvo compuesta. Era el otoño de 1841”.

"Nabucco" se estrenó finalmente el 9 de marzo de 1842 en La Scala de Milán con enorme éxito de publico y criticas, consolidando a Verdi como el compositor italiano mas importante del romanticismo.

En esta versión sobresale mas que nada la batuta frenética de Giuseppe Sinopoli quién imprime gran vigor a la partitura, resaltando los momentos mas exultantes sin dejar de lado el lirismo de "Va, pensiero". Cappuccilli da una verdadera lección de canto verdiano y sentido del legato, la Dimitrova hace frente con excepcional valentía a la temible tesitura de Abigaille saliendo airosa en todo momento. Nesterenko crea un imponente Zaccaria ayudado por la rotundidad de su emisión. Domingo hace maravillas con el canto y la expresión de Ismaele y la Valentini-Terrani derrocha belleza vocal. Un lujo extra es la Anna de Lucia Popp.

Piero Cappuccilli (Nabucco)
Ghena Dimitrova (Abigaille)
Evgeny Nesterenko (Zaccaria)
Placido Domingo (Ismaele)
Lucia Valentini-Terrani (Fenena)
Lucia Popp (Anna)
Kurt Rydl (Il Gran Sacerdote)
Volker Horn (Abdallo)

Orchester und Chor der Deutschen Oper Berlin
Giuseppe Sinopoli (Conductor)

Deutsche Grammophon
m4a@256Kbps | Cover + Scans
CD1     CD2

5 comentarios:

  1. Gracias por la interpretacion de Sinopoli de la gran Nabucco. Por favor en el futuro Cavalleria Rusticana con Sinopoli tambien.
    Gracias y saludos.

    ResponderEliminar
  2. The link for CD 2 is not valid anymore. Would you refresh it please? Thank you for the wonderful music you share with us.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar